Páginas vistas en total

jueves, 10 de noviembre de 2011



V   Trueno



Trueno  en la noche sin tormenta

frío en la piel herida

cielo sin techo

el alma plena

nunca termina el alba

acorazada de noviembre

a la llama del candil

a la llama omnipresente

volarán mis sentidos

sobre los trópicos de tu piel

en la frontera de mi misma vida

así  encontraras mi volcán

rugiendo en las orillas

de tu sonrisa.

           



Entra la noche en casa

cuando las jaulas cantan y cantan

y el haza oscura y plena

en su llama roja

desprende furtivo

que en el balcón añora

la soledad del polvo

el abeto y la acacia

roto el corazón en el pecho

del árbol puro al amor eterno.







VI   Un sueño solitario



¿Es la roca fría escollo o pico y cima?

tierra, aire, agua, y fuego todo

que huye de la sangre gastada

que no da fruto,

y en la libertad corazón de agua

convirtiéndola en metal puro

el horizonte con tu ausencia

y con su vida eternamente en fuga.






Volarán los días

y fabricaré un nuevo viento

de humana primavera

como la fuerza suave de una espiga

y un sueño

que nunca estuvo a la deriva

donde hallé cruces y tumbas

 el juego hostil de la vida

pero perdurará eterna en el pecho

esta vital llama

como la soledad hambrienta

de una isla

el suave vaivén

de la proa de un barco

y la infinita belleza de tu sonrisa.






Iba la noche jugando luna arriba

mientras sangre y piel

 mágicamente viva

en la quietud de los pensamientos


viene tronando de lejos


melancólica y dispuesta


la quimera de una rosa.






Ofrezco mi vida y la esperanza


es la patria el árbol vivo


pétalo exuberante de la flor


que del olivo brama el viento


y de una ventana entreabierta


 cuando entra el aire frío y yermo


sufro agotado infértil


el vértigo de tu ausencia.




                                             querras más ? 



               




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.